La quisiera lo más sencilla posible: desnuda, esencial, inocente.

Desgraciada.

¡estoy esperando a que tu cabeza explote!
la mía ya se aburre haciendo sangre en la vereda

la mía ya hace rato que explotó y no es más cabeza

sacáte la careta, la pantalla, no pasa nada
pero date cuenta: la vida está esperando, desgraciada, que aparezcas

ah, la vida me dijo que te diga que ella dice que no pasa nada
que nomás está esperando que aparezcas

No hay comentarios:

Publicar un comentario